Milenio

La senadora de Movimiento Ciudadano, Verónica Delgadillo, presentó una iniciativa con la finalidad de establecer en la ley la posibilidad de acceder a una jornada de descanso para aquellas mujeres y personas menstruantes que se vean imposibilitadas de trabajar a causa de los malestares físicos que pudieran presentarse durante su periodo menstrual.

Al presentar su propuesta, la legisladora refirió que las mujeres menstrúan un promedio de 3 mil días en toda su vida, en los que además del sangrado vaginal, hay cólicos, dolor de cabeza, mareos, náuseas y hasta desmayos. Agregó que, a pesar de que la menstruación es algo natural y cotidiano, muchas mujeres padecen sus estragos, pero sus patrones no lo consideran tan importante, por lo que se hace indispensable reconocer la incapacidad de trabajar por estar menstruando.

“Por eso hoy vengo a esta tribuna a hacer una propuesta muy sencilla: que se reconozca un nuevo derecho laboral para las mujeres, que puedan acceder a este permiso menstrual cuando su regla no les permita ir a trabajar, que puedan faltar y que no haya un efecto en su salario, ni en sus prestaciones, ni en sus licencias, ni en sus bonos, que puedan faltar con la tranquilidad de sus derechos siguen salvaguardados”, explicó.

Insistió que “esto no es un lujo, porque no dudo quien vaya a decir que esto es un lujo, que es privilegio para las mujeres, ya quisiera verlos con esos niveles de dolor para que nos digan si es un privilegio o no. Ténganlo por seguro que no es un privilegio, sí hay mujeres que necesitan ese permiso laboral y estamos en condiciones de darlo”.

La propuesta también plantea que el IMSS y el ISSSTE emitan, a través de sus sitios web, los certificados correspondientes a las solicitudes de las personas menstruantes que requieran dicho descanso.

Delgadillo resaltó que el debate de la menstruación debe ser público para poder evidenciar las carencias y conquistar los derechos para las mujeres y las personas menstruantes. Recordó que gracias a la lucha de mujeres y colectivos se ha logrado la comercialización de las copas menstruales y la imposición de tasa cero de IVA a productos de gestión menstrual.

“Estoy convencida que la Evolución Mexicana va a ser de la mano de las mexicanas, la Evolución Mexicana va a ser a través de una menstruación digna para todas las niñas, adolescentes, mujeres y personas menstruantes, o no será”, subrayó.

A la iniciativa, que reforma y adiciona distintas disposiciones de la Ley Federal del Trabajo y de la Ley Federal de los Trabajadores al Servicio del Estado, se sumaron senadoras de distintos grupos parlamentarios, entre ellas Olga Sánchez Cordero y Malú Micher.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here