Milenio

Tras el hallazgo del cuerpo de una mujer posiblemente de Debanhi en Nuevo León, la organización ‘Sí hay Mujeres en Durango’, piden a las autoridades penas más severas para los feminicidas. Aseguran que en la entidad aún están a tiempo de atender el tema.

Después de que en Nuevo León se presentara el posible hallazgo del cuerpo de la joven desaparecida Debanhi Escobar, esto una vez que la Fiscalía confirme dicha información, la organización ‘Sí Hay Mujeres en Durango’, lamentó a través de su presidenta Julieta Hernández Camargo el actuar de las autoridades, ya que no se tiene una atención inmediata y rápida pese a que existe actualmente ‘El Protocolo Alba’, el cual es un proceso para la atención, reacción y coordinación entre los tres niveles de gobierno cuando existe el extravío de mujeres y niñas.

“No se le está dando el seguimiento inmediato o sea si no es rápido en la ayuda hacia las víctimas, porque existe incluso un protocolo que se llama Alba, el cual consiste en que cuando se pierde una mujer o una niña en ese instante se comunique a todas las autoridades a todas de todos los niveles para que la busque, sin embargo no están siendo funcionales creo que ni en Nuevo León ni tampoco en Durango”, comentó.
“No se le está dando el seguimiento inmediato o sea si no es rápido en la ayuda hacia las víctimas, porque existe incluso un protocolo que se llama Alba, el cual consiste en que cuando se pierde una mujer o una niña en ese instante se comunique a todas las autoridades a todas de todos los niveles para que la busque, sin embargo no están siendo funcionales creo que ni en Nuevo León ni tampoco en Durango”, comentó.

“Mujeres no están seguras ni con la familia”
La activista feminista, Hernández Camargo, informó que es triste que hoy en día no solo las mujeres deban cuidarse de extraños sino también de su propia familia, esto luego de la noticia en la que un joven de 17 años asesinó a su tía en el ejido 6 de octubre en Gómez Palacio, Durango.

“También sobre este tema quiero decirles que hoy me impresione mucho de la mujer que fue asesinada por su sobrino, ya se agravan las cosas, cómo es posible que una mujer ya no solamente tenga que cuidarse de la calle ni de otros lugares, que pudieran considerarse en riesgos o sino que tenga que cuidarse de su propia casa y de su propia familia, y aclaro que yo opino que las mujeres tenemos derecho a salir a la hora que queramos, con quién queramos y a dónde queramos, y la autoridad debe estar al pendiente para que las mujeres no les pasen cosas”.
“También sobre este tema quiero decirles que hoy me impresione mucho de la mujer que fue asesinada por su sobrino, ya se agravan las cosas, cómo es posible que una mujer ya no solamente tenga que cuidarse de la calle ni de otros lugares, que pudieran considerarse en riesgos o sino que tenga que cuidarse de su propia casa y de su propia familia, y aclaro que yo opino que las mujeres tenemos derecho a salir a la hora que queramos, con quién queramos y a dónde queramos, y la autoridad debe estar al pendiente para que las mujeres no les pasen cosas”.

Finalmente detalló que se debe actuar ya, debido a que Durango aún está a tiempo de evitar caer en lo que ocurre en Nuevo León, donde a partir de esta fecha han comenzado a presentarse hallazgos de mujeres asesinadas, además de atender la Alerta de Género en los 16 municipios donde se encuentra activa.